Como actuar ante un entrevistador incompetente. 5 ejemplos.

Pocos directivos son buenos entrevistadores. Muchos son claramente incompetentes, sin ser conscientes de ello. La empresas no suelen dedicar muchos esfuerzos en formar a sus mandos en técnicas de entrevista y el resultado es que el candidato muchas veces se encuentra al otro lado de la mesa con un mal entrevistador, lo cual es muy peligroso. Se trata de directivos que pueden ser muy válidos gestionando su departamento pero cuando han de adoptar el papel de entrevistador se sienten incómodos y nerviosos e incluso es posible que no sepan formular una pregunta correctamente. Pueden tomar decisiones de contratación de empleados basadas en su “experiencia”, “conocimiento de las personas” o en su “instinto” o “sensaciones”. Si después de una entrevista te das cuenta de que el entrevistador no ha averiguado nada sobre tus capacidades es que se trata de un mal entrevistador, lo cual es muy frustrante para un candidato cualificado.

En las entrevistas que realices debes evaluar al entrevistador. Si detectas un nivel significativo de incompetencia, toma la iniciativa para venderte y asegurar que todos tus puntos fuertes salen a la luz. No debes permitir que un entrevistador nefasto arruine tu candidatura.

5 Ejemplos:

1. El entrevistador evita mirarte a los ojos. Es un claro indicador de que se siente incómodo planteando preguntas. Lo mejor que puedes hacer es tomar la iniciativa y preguntar tu cuales son las responsabilidades concretas del puesto para, a continuación, mostrar tus capacidades. Sigue leyendo

Como prepararse para una entrevista exigente

Los entrevistadores competentes saben exactamente lo que buscan en un candidato y saben como descubrirlo. Siguen un esquema estructurado de entrevista, con una secuencia de preguntas que permite obtener la información que buscan. Utilizan la misma estrategia con todos los candidatos para objetivar la evaluación el máximo posible y así poder compararlos.

La mejor manera de enfrentarse a un entrevistador competente es pensar como él. Debes conocer como ha preparado la entrevista y utilizar su mismo método para conseguir ser el elegido.

A partir de la descripción de funciones del puesto de trabajo y del conocimiento de varios profesionales que lo han ocupado en el pasado, el entrevistador ha identificado cuales son las capacidades y rasgos de personalidad clave que permiten desempeñar el puesto con éxito.

Sitúate en la posición del entrevistador y haz tu el ejercicio. Analiza el puesto al que eres candidato contestando las siguientes preguntas: Sigue leyendo

¿Qué piensan los entrevistadores?

¿Alguna vez te has preguntado lo que está pasando por la cabeza de la persona sentada frente a ti en una entrevista de trabajo? Te explicamos 9 aspectos sobre los entrevistadores que debes tener en cuenta:

1. Quieren encontrar al candidato más adecuado para cubrir la vacante. Debido a que las entrevistas son estresantes, es fácil para el candidato considerar que el entrevistador es su adversario, pero la realidad es justamente la contraria: los entrevistadores van a cada entrevista esperando encontrar al candidato que buscan.

2. Tratan de averiguar tus competencias y motivaciones: ¿te gusta tomar decisiones o prefieres delegarlas o inhibirte?, ¿Necesitas conocer todos los detalles de los proyectos que gestionas?, ¿eres persona más bien de despacho o de taller?,.… Buscan signos de todo esto.

3. Quieren que les ayuden a entender por qué deberían contratarte. Entrevistar candidatos es un trabajo duro. Es aún más difícil cuando hay que arrancar las respuestas. Puedes ayudarles a ver que eres el candidato que buscan teniendo preparados ejemplos reales de actuaciones profesionales tuyas en ámbitos relevantes para el nuevo puesto.

4. No siempre te dicen lo que realmente piensan, incluso pueden darte a entender lo contrario. El objetivo de la entrevista es conocer el candidato. Por ello es normal que el entrevistador no haga valoraciones de las respuestas. Puede ponerte preguntas trampa o incluso asentir con la cabeza mientras hablas mal de tu anterior  jefe. Sigue leyendo

9 claves de la relación candidato-headhunter

Consideraciones que debes tener en cuenta en tu relación con los headhunters:

1. Los headhunters tienen información privilegiada sobre las empresas que son de tu interés y el conocimiento de vacantes que nunca se anunciaran.

2. Como candidato te interesará mas ser contactado por headhunters especializados en tu ámbito profesional que por reclutadores generalistas. Los  especialistas entienden mejor las necesidades de la empresa y los perfiles profesionales de los candidatos.

3. Antes de facilitar información confidencial de ti mismo y de la empresa en la que trabajas, asegura que el headhunter es quien dice que es y que tiene un encargo concreto que te interese. Hay que evitar malas prácticas de reclutadores poco profesionales que recogen C.V. para enviarlos, sin el permiso del interesado, a empresas que no les han realizado ningún encargo. Tu C.V. podría incluso llegar a tu jefe actual. Sigue leyendo

20 claves para encontrar el trabajo que buscas

  1. Evita caer en la trampa de la hiperactividad. Invertir muchas horas visitando webs de empleo y enviar muchos C.V. no significa que te estés acercando a un nuevo trabajo. No envíes ningún C.V. antes de saber el trabajo que quieres conseguir.
  2. Utiliza la metodología que utilizan los headhunters, pero a la inversa:
    • Identifica empresas de tu interés,
    • Determina lo que puedes aportar a estas empresas.
    • Identifica a personas clave de estas empresas a las que puedas acceder. Envíales tu C.V. y carta de presentación.
    • Haz llamadas de seguimiento con el objetivo de conseguir una entrevista.
  3. Posiciónate como un solucionador de problemas. Es lo que las empresas buscan.
  4. Personaliza tu C.V. de acuerdo con las características de cada puesto.
  5. Piensa en quien leerá tu C.V. cuando lo escribas.
  6. Haz publicidad de tu perfil en la carta de presentación. Enfatiza lo que van a valorar mas y lo que te destaca del resto de candidatos. Sigue leyendo

Networking 2.0

Las redes sociales en Internet son comunidades virtuales donde sus usuarios interactúan con personas de todo el mundo con quienes tienen gustos o intereses en común. Funcionan como una plataforma de comunicaciones que permite conectar gente que se conoce o que desea conocerse para compartir información.

Se basan en la teoría de los seis grados de separación que establece que todos los habitantes del mundo estamos conectados entre nosotros a través de seis personas como máximo, que actuan como intermediarios en la cadena.

LinkedIn es actualmente la mejor red social de carácter profesional para encontrar un puesto de trabajo, entre otros motivos porque es donde hay mas profesionales que toman decisiones de contratación.

Consejos :

  • Es tan importante que puedas encontrar oportunidades de trabajo como que  puedan encontrarte a ti. Piensa que un candidato tiene más valor cuando es contactado que cuando se presenta él.
  • Intenta encontrar a todas las personas relevantes que has conocido durante tu vida profesional y estudiantil. Sigue leyendo

Networking: consejos

  • Aprovecha todas las ocasiones para ampliar tu red de contactos. Consigue tarjetas de visita de las personas con quién trates.
  • De entrada es mejor pedir información que un empleo. Pedir directamente un empleo puede poner a tu contacto a la defensiva y cerrar las puertas. Sigue leyendo

Networking: consideraciones generales

Las redes personales no se han creado con la web 2.0. Siempre han sido un componente esencial de la gestión de la carrera profesional. Es algo que debes trabajar de manera permanente, independientemente de si estas buscando trabajo o no.

  • Aproximadamente un 50% de los empleos generados por las empresas se cubren sin necesidad de recurrir a procesos de selección abiertos. Es un mercado “oculto” al que se accede a través de contactos personales, uno de los medios más eficaces para encontrar empleo. Cuando una empresa busca cubrir un puesto directivo en la mayoría de casos empieza pensando en profesionales conocidos. Sigue leyendo

La búsqueda de empleo de profesionales con una cierta edad

Muchos candidatos con una cierta edad creen que sus años van a jugar en su contra a la hora de buscar un nuevo empleo, pero esto no es necesariamente cierto. A veces incluso ocurre lo contrario: su gran experiencia puede ser un gran activo para un futuro empleador.

Si tienes mas de 45/50 años y quieres sacar provecho de tu trayectoria laboral te recomendamos lo siguiente:

1. Aprovecha el poder de tu red de contactos tanto familiares como amistades y profesionales, incluyendo Internet (LinkedIn,…). Los profesionales con una larga trayectoria normalmente tienen redes de contactos mas amplias que los jóvenes.

2. Céntrate en la experiencia mas relevante y reciente. No hay necesidad de enumerar en el C.V. todos y cada uno de los puestos que has ocupado desde el inicio de tu carrera laboral. Esto enfatizaría tu edad y no tu talento. En su lugar, destaca en tu C.V. la experiencia laboral que muestra que tienes las habilidades necesarias para el puesto al que eres candidato. Sigue leyendo

La entrevista telefónica

El primer contacto relevante con un potencial empleador se produce normalmente por teléfono. En la era de las redes sociales y los emails el contacto telefónico continua siendo fundamental.

Recomendaciones generales:

  • Tienes que estar preparado para atender por teléfono las cuestiones que el potencial empleador te pueda plantear. Es un paso intermedio dentro del proceso de selección, entre la selección de C.V. y la entrevista en persona. Tu objetivo es vender tus capacidades para así conseguir una entrevista presencial.
  • Cuando estas en un proceso de búsqueda de empleo no puedes prever cuando te llamaran, de manera que has de estar preparado porque puede ocurrir en el momento mas inoportuno. Ten siempre a mano tu C.V. para poder confirmar la información que sea necesaria.
  • Al recibir la llamada, pide que te permitan unos segundos para encontrar un lugar desde el que poder hablar con tranquilidad y respira profundamente para relajarte. Sé positivo, amigable y sonríe: se notará en tu tono de voz.
  • No tutees a quien te llama, a no ser que te indique lo contrario.
  • Deja que tu interlocutor guíe la conversación. No obstante, formula preguntas para entender en que consiste el puesto de trabajo así como para demostrar tu inteligencia y capacidad de resolución de problemas. No preguntes el salario, horario o vacaciones.
  • Ejemplifica las respuestas que des. Sé explícito y a la vez breve. Demuestra eficiencia.
  • Toma notas de la información que consigas para preparar mejor la entrevista presencial.
  • Asegura que no estas fumando, comiendo, bebiendo o mascando chicle.
  • Si ves que no te invitan a visitarlos, toma la iniciativa y consigue que lo hagan: veo que se trata de un puesto donde puedo aportar mucho, de manera que mi pregunta ahora es ¿cuando podemos vernos?.
  • Reconfirma donde y cuando tienes que ir, por quién tienes que preguntar y si tienes que llevar algo en particular. Obtén un teléfono de contacto donde poder avisar en caso de precisarlo.